Santiago Maldonado no aparece y el Estado no responde

por Giuliana Sordo

Santiago Maldonado continúa desaparecido tras la represión brutal de la Gendarmería Nacional a la comunidad mapuche Pu Lof de Cushamen en la provincia de Chubut. “No se lo llevó el río o se lo tragó el agua. A él lo capturan, le pegan y lo llevan en una camioneta blanca, con signo de Gendarmería. Y desde ahí no se sabe más nada”, sentencia Sergio Maldonado, el hermano del joven del que no se conoce su paradero desde el martes 1 de agosto. Organizaciones sociales y de Derechos Humanos convocan hoy a una movilización al Congreso, a las 17 horas, para reclamar por su aparición inmediata con vida.



Desde el martes 1 de agosto, tras la brutal represión que ejerció la Gendarmería Nacional por parte de más de cien efectivos sobre la comunidad mapuche en Chubut, Santiago Maldonado se encuentra desaparecido. Esto se da en un contexto de persecución hacia la comunidad que sufre la represión y el hostigamiento por parte de las fuerzas de seguridad desde marzo de 2015, cuando inició la recuperación del territorio de Vuelta del Río, una de las estancias apropiadas por la multinacional textil italiana Benetton.

(Leer nota: Represión en comunidad mapuche: otro episodio de una cacería)

Santiago fue visto por última vez durante la represión de las fuerzas federales que ingresaron ilegalmente a la comunidad Pu Lof de Cushamen en Esquel. Cada vez más testigos confirman que el joven fue rodeado por agentes de Gendarmería, golpeado y trasladado en una camioneta, mientras intentaba resistir a la represión.

Santiago, de 28 años, fue visto por última vez durante la represión de las fuerzas federales que ingresaron ilegalmente a la comunidad Pu Lof de Cushamen en Esquel. Cada vez más testigos confirman que el joven de la localidad bonaerense de 25 de Mayo fue rodeado por agentes de Gendarmería, golpeado y trasladado en una camioneta, mientras intentaba resistir a la represión. “Cuando intentaba escapar de la represión, fue alcanzado por un grupo de gendarmes que primero lo redujo en el suelo y después lo subió a una camioneta blanca”, aseguran desde el Encuentro Memoria, Verdad y Justicia.


06-08-2017-bariloche-cientos-de-vecinos-de


El Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS) pidió al Comité contra la Desaparición Forzada de Naciones Unidas “una acción urgente para que el Estado argentino tome de manera inmediata todas las medidas necesarias para buscar y localizar a Santiago Maldonado”, exigiendo a la ONU y al Estado argentino su pronta intervención. Tras la presentación de numerosos habeas corpus no hay ninguna respuesta estatal sobre la desaparición ni ninguna explicación por parte del gobierno local o nacional. Por el contrario, el Jefe de Gabinete del Ministerio de Seguridad, Pablo Noceti, justificó la brutal represión y acusó de terroristas a los miembros de la comunidad y a quienes los apoyan. A su vez, la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, desmintió cualquier acusación a la Gendarmería.

A pesar de que los testimonios sobre la persecución que vivió Santiago Maldonado la última vez que se lo vio con vida aseguran que la Gendarmería es responsable, el periodista del Grupo Clarín, Jorge Lanata en su habitual programa de los domingos a la noche responsabilizó a “una guerrilla indígena que hay en el sur” sobre la desaparición del joven.

En paralelo, a pesar de que los testimonios sobre la persecución que vivió Santiago Maldonado la última vez que se lo vio con vida aseguran que la Gendarmería es responsable, el periodista del Grupo Clarín, Jorge Lanata en su habitual programa de los domingos a la noche responsabilizó a “una guerrilla indígena que hay en el sur” sobre la desaparición del joven que no aparece desde hace una semana. A su vez, manifestó que la Gendarmería no es responsable, dado que desde la misma fuerza afirmaron que no lo tenían detenido. Estos discursos, expresados desde el gobierno y los medios afines, mantienen una sintonía en la elección de las palabras utilizadas afirmando que no es seguro que Santiago se encontrara allí y que la represión de la que estaría escapando solo fue un desalojo, intentando deslegitimar el reclamo por su desaparición forzada.


rastrillaje-maldonado-1920-1


“A Santiago lo desapareció la Gendarmería”, aseguró Sergio Maldonado, el hermano del joven, en un audio que envió a distintas organizaciones para viralizar por todas las redes sociales, y agregó: “No se lo llevó el río o se lo tragó el agua. A él lo capturan, le pegan y lo llevan en una camioneta blanca, con signo de Gendarmería. Y desde ahí no se sabe más nada”. El Estado mediante su aparato represivo lo secuestró y, por lo tanto, es el mismo Estado el que es responsable de su aparición con vida.

Hoy, a las 17 horas se realizará una concentración frente al Congreso Nacional para exigir su pronta aparición con vida.

Hoy, a las 17 horas se realizará una concentración convocada por múltiples organizaciones del campo popular, social y de Derechos Humanos frente al Congreso Nacional para exigir su pronta aparición con vida.

whatsapp-image-2017-08-03-at-08-22-15

“El viernes presentamos un hábeas corpus en Bariloche, Esquel y El Bolsón. Recién entonces, el juez Otranto empezó la búsqueda, después de 84 horas sin hacer nada de nada. Y sí, se pueden lavar las manos diciendo que no se lo han llevado, pero la Gendarmería será responsable de lo que haya pasado. Santiago no se perdió, ni se esfumó por arte de magia. No se trata de una persona extraviada. Se trata de una desaparición forzada. Pero no vamos a esperarlo de brazos cruzados. (…) marcharemos para exigir que nos digan dónde está, mientras lo buscamos nosotros mismos, sin descansar ni un minuto. Sólo para eso escribo estas líneas, para pedirles con este grito desesperado que, por favor, nos acompañen en cada ruta, en cada plaza, en cada avenida: tiene que aparecer mi hermano”, escribió Sergio Maldonado para convocar a las concentraciones que se movilizarán para pedirle al Estado una respuesta, exigiendo: “Tiene que aparecer con vida”.


También te puede interesar:
Represión en comunidad mapuche: otro episodio de una cacería
Represión a la Asamblea por la liberación de Jones Huala: otro golpe a la protesta social
Aumento de las detenciones por “resistencia a la autoridad”: violencia policial a la orden del día
Represión en comunidad mapuche: la violencia a favor de las empresas extranjeras

 

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR