Reforma previsional: el ajuste también es violencia de género

por Redacción La Primera Piedra

Como todas las medidas de ajuste económico que el gobierno de Mauricio Macri viene llevando adelante, la Reforma Previsional implicaría un grave impacto de género, agudizando la situación de vulnerabilidad que atraviesa un contexto marcado por la violencia contra las mujeres. 


Argentina está atravesando un contexto de emergencia por violencia de género. Eso implica que las mujeres son vulneradas de forma cotidiana en múltiples formas, abarcando la agresión física, sexual, psicológica, simbólica y también económica. En este sentido, durante el último tiempo, los movimientos feministas fueron sumando cada vez más reclamos a sus banderas, necesarios para poner fin a las desigualdades que oprimen desde los cimientos del sistema patriarcal.

La reforma previsional profundiza la desigualdad de la estructura socio-económica al tiempo que agranda la brecha de género y perjudica especialmente a amas de casa, empleadas domésticas y otras trabajadoras precarizadas.

Desde la continua profundización de las medidas de ajuste del gobierno de Cambiemos, la feminización de la pobreza se presenta como una realidad cada vez más concreta: el desempleo y el aumento de las tarifas vienen de la mano de un creciente empobrecimiento de las condiciones económicas y materiales que afectan especialmente a las mujeres, recortando su autonomía y vulnerando sus derechos fundamentales. Siguiendo esta línea, la reforma previsional profundiza la desigualdad de la estructura socio-económica al tiempo que agranda la brecha de género y perjudica especialmente a amas de casa, empleadas domésticas y otras trabajadoras precarizadas.



De acuerdo a datos de la organización Economía Femini(s)ta, un 62% del total de jubilados son mujeres, quienes cobran el haber mínimo de 7.246 pesos, un monto muy alejado de la actual canasta de bienes y servicios básicos que en la actualidad supera los 16 mil pesos. Pero además, cabe destacar que las mujeres cobran 24,5% menos de jubilación por ser mujeres y que estas representan el 99% de quienes administran la AUH y el 86% de quienes ingresaron a la moratoria y accedieron a jubilarse sin haber completado los 30 años de aportes.

Cabe destacar que las mujeres cobran 24,5% menos de jubilación por ser mujeres y que estas representan el 99% de quienes administran la AUH y el 86% de quienes ingresaron a la moratoria y accedieron a jubilarse sin haber completado los 30 años de aportes.

Sin embargo, con la reforma, el Plan de inclusión previsional de corte universal que desde el año 2005 permitió que millones de mujeres accedieran a una jubilación mínima acogiéndose a las moratorias también se ha puesto en jaque. El proyecto implica que las amas de casa y el 35% de trabajadores precarizados pierden la posibilidad de jubilarse, peligrando los derechos de miles de mujeres, imposibilitadas para la realización de aportes ante la desigualdad estructural de condiciones.


Foto: Gustavo Yuste


Tal como informamos anteriormente en La Primera Piedra la mayor crítica que se la ha hecho al proyecto es la modificación en el cálculo de aumentos que se aplicaría a partir del año próximo. Según este nuevo método, las actualizaciones de haberes se calcularían de forma trimestral según un 70% del índice inflacionario y un 30% de la variación de salarios, en vez de tomar un 50% de la evolución de los salarios y un 50% de la recaudación como establece la legislación vigente. De esta forma, el aumento en marzo pasaría a ser de un 5,7% en vez de un 12% como era esperado.

La modificación regresiva del sistema de previsión social, ajuste que, como quedó demostrado en los últimos días, no se lleva a cabo si no es con la brutal represión, perjudica así a millones de argentinos y agudiza, al mismo tiempo, el contexto de violencia que sufren las mujeres en la actualidad.

La modificación regresiva del sistema de previsión social, ajuste que, como quedó demostrado en los últimos días, no se lleva a cabo si no es con la brutal represión, perjudica así a millones de argentinos y agudiza, al mismo tiempo, el contexto de violencia que sufren las mujeres en la actualidad. La fórmula del gobierno de Macri continúa beneficiando a los sectores más concentrados, dando la espalda a los trabajadores y también haciendo oídos sordos a los reclamos del feminismo, mientras los derechos continúan siendo vulnerados.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

3 Comentarios

Segundo Paro Internacional de Mujeres: el día que el mundo tiembla 5 marzo, 2018 - 08:25

[…] (Leer nota relacionada: Reforma previsional: el ajuste también es violencia de género) […]

Responder
¿Cómo afecta el ajuste económico a las mujeres? 6 septiembre, 2018 - 09:13

[…] (Leer nota relacionada: Reforma previsional: el ajuste también es violencia de género) […]

Responder
8M: sin voluntad política el patriarcado no se va a caer 6 marzo, 2019 - 00:13

[…] (Leer nota relacionada: Reforma previsional: el ajuste también es violencia de género) […]

Responder

Dejá tu comentario