10 libros para ir a buscar a la Feria de Editores 2018

por Gustavo Yuste

Año tras año, las editoriales argentina se reúnen en un mismo lugar para acercar a los autores y editores con el público lector. En ese sentido, la Feria de Editores 2018 va a ser la más grande hasta la fecha, demostrando el éxito de la propuesta y el momento de fortalecimiento del sector a pesar de las medidas económicas y culturales que provienen del gobierno nacional. A continuación, te recomendamos 10 libros para que vayas a buscar la FED que va a tener lugar del 11 al 13 de agosto en el Konex (Sarmiento 3131). 



Más de 200 editoriales van a juntarse en la Feria de Editores 2018 (FED) para acercar al público lector con los creadores de libros de todas partes del país. Este evento que tuvo su primera edición hace 5 años la sede de FM La Tribu y con apenas 15 pequeñas editoriales como expositoras, hoy es una de las citas obligatorias a tener en cuenta dentro del sector editorial argentino y sudamericano.

Como producto de esa expansión, en el 2016 la FED se trasladó Central Newbery, de más de 400 m2, y en el 2017 debió duplicar su espacio -900 m2- y atrajo a editoriales no solo de Argentina, sino también de Chile, Uruguay, Brasil, Ecuador, Perú, Venezuela y España, algo que se repetirá en esta edición. ¿Qué libros hay que ir a buscar en esta Feria de Editores 2018? Te acercamos 10 recomendaciones:

1 – La seducción de los relatos, de Jorge Panesi – Eterna Cadencia (stands 99 y 100)

Uno de los regresos más esperados para la literatura y crítica nacional de la mano de Eterna Cadencia. Con la compleja e inabarcable relación entre literatura y política, Jorge Panesi pone en escena un libro imprescindible para los tiempos que corren. “Cuando la narración retrocede frente a la inenarrable experiencia, los intelectuales proveen relatos y contrarrelatos. Los políticos enarbolan estadísticas y porcentajes, que son la nada misma si no se insertan en una narración que los haga consumibles. Por eso el título La seducción de los relatos, por la seducción que, consciente o inconscientemente, los medios masivos, la cultura y la política en general tienen por el relato literario”, escribe uno de los críticos más originales del país en el prólogo del libro.



2 – Subacuática, de Melina Pogorelsky – Odelia editora (stand 129)

feria de editores 2018Un relato de corto aliento pero de alta sensibilidad que narra un momento visagra en la vida del protagonista que se enfrenta a la vida y a la muerte en un mismo momento. El protagonista de Subacuática (Odelia editora, 2018) enviuda el mismo día que nace su primera hija, pero Melina Pogorelsky no se va a centrar en los momentos dolorosos y efectistas de una historia de este calibre, sino que decide desnudar los mandatos sociales con los que cargamos sin que muchas veces nos demos cuenta.

Con momentos de fuerte ironía y otros de suma belleza poética, este libro es de lectura casi obligatoria. 


3 – A la cárcel, de Ricardo Elías – Alto Pogo (stand 101)

En una novela de largo aliento, el autor chileno Ricardo Elías aborda la temática del encierro y el anhelo de libertad de un grupo de reclusos con el humor como motor principal. Este libro, ganador del V Concurso Internacional de Novela Contacto Latino en Estados Unidos, propone una suerte de analogía entre la prisión como institución y los barrotes que pueden significar nuestra propia mente.

Con un uso inteligente del absurdo, el cual se puede ver en la riqueza y variedad de personajes que integran A la cárcel (Alto Pogo, 2018), Elías demuestra el momento saludable que vive la narrativa chilena en la actualidad. 


4 – Caricatura de un enfermo de amor, de Vicente Luy – Añosluz editora (stand 104)

Pocos poetas fueron tan leídos, citados y pensados en estos últimos años como Vicente Luy (1961 – 2012). El autor cordobés cuya obra fue releída con entusiasmo dentro de las nuevas generaciones de poetas y narradores, reaparece con la reedición de su primer libro: Caricatura de un enfermo de amor (Añosluz, 2018), autopublicado por Luy originalmente en 1991. “Es un libro de Vicente Luy antes de ser Vicente Luy, que permite conocer la evolución de un poeta complejo (…) pero que también presenta una voz sólida, segura y contundente, dedicada a explorar los temas que trabajará a lo largo de su vida: la soledad, la falta de empatía, la búsqueda de lo humano”, escribe Luciano Lamberti en la contratapa de uno de los libros de poesía más esperados de este 2018.

(Leer nota relacionada: Vicente Luy por sus amigos: una clave de lectura para introducirse en el poeta inesperadamente célebre)



5 – Maestros de la escritura , de Liliana Villanueva – Ediciones Godot (stands 085-088)

feria de editores 2018A partir de la voz de reconocidos talleristas literarios argentinos y uruguayos, eMaestros de la escritura (Ediciones Godot, 2018) se recorren  los orígenes y el presente  de una práctica que pocos saben que tuvo sus comienzos en esta parte del mundo, al menos tal y como los conocemos. Nacidos de urgencias políticas, en un contexto donde las dictaduras cívico-militares prohibían reuniones masivas, los talleres literarios encontraron su lugar en casas privadas, formando una relación más íntima entre tallerista y alumnos.

Con la recolección de voces de Abelardo Castillo, Liliana Heker, Hebe Uhart,  María Esther Gilio, Mario Levrero, Alberto Laiseca, Alicia Steimberg y Leila Guerriero, además del testimonio de alumnos que pasaron por sus talleres y un fuerte apoyo en la bibliografía y entrevistas brindadas por cada uno, se logra ver en detalle todos los mecanismos que hacen que un taller literario funcione. La lucidez narrativa de Liliana Villanueva acompaña y visten de gala a las distintas historias, certificando el por qué es una de las escritoras de no ficción más importante de la actualidad. 

(Leer nota relacionada: Liliana Villanueva: las formas de ser una escritora silenciosa)


6 – Mosca blanca, mosca muerta, de Ana Ojeda – Bajo la Luna (stand 126)

A través de un lenguaje fuertemente poético, Ana Ojeda expone en Mosca Blanca, Mosca Muerta (Bajo la Luna, 2017) una historia donde el paso del tiempo no es anecdótico, sino constituyente para la identidad personal. En ese sentido, la vejez en este libro va a aparecer reformulada para convertirse en un momento de la vida que puede habitarse de manera plena y dignificante. De esa manera, se expone uno de los mandatos de la actual sociedad de consumo: ser siempre jóvenes, bellos y divertidos.

Asumiendo la voz de una narradora de 80 años, esta novela es filosa, desafiante y, al mismo tiempo, cálida gracias a su lenguaje minucioso, que gana en intensidad y profundidad al mismo tiempo. En pleno contexto de deconstrucción en tantos aspectos que hacen a la identidad, repensar la vejez es uno de los campos en los que también hay que dar batalla y este libro es un ejemplo.


7 – Cero gauss, de Denis Fernández – Notanpuan (stand 96)

feria de editores 2018Cero gauss (Notanpuan, 2018), de Denis Fernández propone un relato un tanto fantástico, corrido del registro más realista que se puede encontrar en los escritores de su generación, para contar de todas formas parte de la actualidad nacional. Este relato que ocurre en el Conurbano, coquetea por momentos con el absurdo, el género negro y las novelas distópicas para narrar la historia de dos personajes que se entrecruzan como si fueran los dos lados de un vinilo.

Con un ritmo narrativo preciso, Cero gauss comprueba no solo la precisión a la hora de escribir del también editor del sello Marciana, sino también su capacidad de crear historias fantásticas sin dejar de lado lo cotidiano y lo real. 



8 – La cúpula de cristal, Amy Lowell en versiones de Daniela Camozzi – mágicas naranjas (stand 106)

Siguiendo la propuesta que caracteriza a mágicas naranjas como editorial que acerca a la poesía a los lectores “de todas las edades”, La cúpula de cristal reúne poemas de los dos primeros libros de Amy Lowell, una poeta clave para la poesía angolosajona del siglo XIX y XX. Referente del movimiento imaginista de su país, sus poemas son capaces de atravesar generaciones, más si se le suma la traducción creativa de Daniela Camozzi, quien no solo se anima a la difícil aventura de reversionar poesía, sino que le añade la misión de cautivar a lectores infantiles y juveniles. 

Respetando rimas internas  y amplificando una musicalidad que caracteriza a Lowell, aún en los poemas que poseen versos libres, este libro que inaugura la colección Versiones de mágicas naranjas y demuestra que la poesía no posee límites de edad. Solo es necesario estar en el estado de disponibilidad adecuado para recibirla. 


9 – Teoría del ascensor, de Sergio Chejfec – Entropía (stand 121)

feria de editores 2018Una de las característica de la obra de Sergio Chejfec es su constante reflexión sobre el oficio de escribir, incluso en sus novelas, y en Teoría del ascensor (Entropía) se puede ver al 100% su capacidad de construir ensayos llenos de creatividad. Este libro abre múltiples facetas de un mismo autor, que emplea la crítica para pensar la ficción y la ficción para pensar la literatura documental, en un terreno donde las fronteras parecen ser tan flexibles como penetrables.

A través de la imagen de un viaje en ascensor, que le da nombre al libro, Chejfec propone a la literatura como un estado de suspensión, un vehículo entre dos lugares. No es casualidad, en ese sentido, que Teoría del ascensor esté hecho a partir de una variedad de artículos, conferencias, prólogos, ensayos y relatos escritos ad hoc, como si viajara en en ascensor de un gran rascacielos, donde cada piso propone sus propias características.


10 – Sin segundo nombre, de Lee Child – Blatt y Ríos (stands 119 y 120)

 Noche caliente, primer libro de Lee Child traducido y editado en el país por Blatt & Ríos, Lee Child vuelve al primer plano con Sin segundo nombre: 10 historia de Jack Reacher (Blatt & Ríos, 2018). El mítico personaje de novelas del escritor inglés, que mide dos metros y pasó de ser policía militar a un justiciero errante,  reaparece en este libro en 10 cuentos que garantizan entretenimiento, suspenso y un ritmo narrativo que poco tiene que envidiarle a las producciones audiovisuales. 

Los diversos relatos que componen este volumen muestran a un Reacher en distintas facetas de su vida para contar sus orígenes, incluyendo una temprana adolescencia. Child parece evidenciar que los cuentos son un formato que le queda cómodo: una extensión controlada y un poder de síntesis capaz de abrir la puerta a la intriga y a la resolución por partes iguales. Además, este conjunto de relatos muestra la versatilidad a la hora de elegir las mejores estrategias narrativas para que los relatos logren ese golpe de efecto a los que Lee Child nos tiene acostumbrados. 



También te puede interesar

Martes Verde: un libro de poesía que refleja la lucha por el aborto legal

La literatura argentina y 5 libros para deconstruir el patriarcado

Los 5 mejores libros reeditados en el 2017 que salieron de editoriales independientes

5 libros feministas para buscar en la Feria del Libro 2018

 

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR