Lord, el musical: Pepe Cibrián y Georgina Barbarrosa juntos sobre las tablas

por Laura Gómez

Enero suele ser un mes festivo, identificado con las vacaciones y, para muchos, enteramente dedicado al ocio. A pesar de los reveses económicos que cerraron el 2016 y dieron apertura a este 2017, los productores teatrales han sabido rebuscárselas para poblar la cartelera porteña con espectáculos musicales de portentosas producciones, aún luchando contra viento y marea. La Primera Piedra asistió al estreno exclusivo para la prensa de Lord, la reciente creación de Pepe Cibrián Campoy que lo coloca nuevamente sobre el escenario del Astral, esta vez junto a Georgina Barbarrosa como co-protagonista. 


En una sala repleta de artistas, colegas, periodistas e invitados entre los que se encontraban Juan Rodó y Raúl Lavié (protagonistas de otro gran musical de la calle Corrientes: Jekyll and Hyde), Patricia Palmer, Jorge D’Elía, José Luis Gioia, Graciela Borges y Enrique Pinti, entre otras figuras, el elenco de Lord brilló en la función especial celebrada el martes 10 de enero. Una escenografía imponente plagada de enormes relojes anticipaba las dimensiones de este espectáculo que por momentos remite a la célebre historia del viejo Scrooge creada por Charles Dickens, aunque el argumento se desvía sustancialmente del cuento original para dar paso a múltiples guiños dirigidos al espectador contemporáneo. No obstante, la esencia de Un cuento de Navidad está presente y puede rastrearse fácilmente en  la versión de Cibrián.


Cibrian-Barbarossa-3


Lord es un hombre dominado por la avaricia, y esa cualidad lo ha convertido en un ser despreciable que contamina todo su entorno. El viejo mezquina cada céntimo que llega a sus manos, niega ayuda a quien se la solicita, se rehúsa a conocer a su nieta y parece incapaz de cualquier sentimiento humano. Su vileza ha surgido a causa de un episodio traumático e insuperable: la muerte de su esposa e hija, y aún cuando ha llegado al ocaso de sus días él no parece dispuesto a dar una vuelta de timón. Pero es Nochebuena y estas fechas son tierra fértil para que germinen los milagros: Lord tendrá la oportunidad de cambiar, quizás ya no para enaltecer su vida pero sí, al menos, para mejorar su muerte.

Cibrián permanece casi todo el tiempo en escena, y considerando su edad junto a ciertas dificultades en su salud, se trata de un verdadero desafío que sólo artistas de su talla pueden enfrentar. Tal vez tenga algunos cuadros más de los que sus cuerdas vocales pueden soportar a lo largo de una función, pero el director se encuentra muy bien respaldado por la orquesta y el resto del elenco, de modo que desempeña su rol con gran cuidado y profesionalismo, sin caer en papelones.

Barbarrosa, por su parte, suple sus limitaciones vocales con un gran histrionismo y buenas dotes interpretativas para componer a sus dos personajes: la temida Lady Parca y Matilde, difunta esposa de Lord. En la primera parte no se la ve muy cómoda con el vestuario en los desplazamientos sobre el escenario, pero en las intervenciones posteriores -ya más desenvuelta y luciendo un vestido que le concede mayor autonomía en sus movimientos- protagoniza una de las escenas más cómicas junto a Pepe.

Lord tendrá la oportunidad de cambiar, quizás ya no para enaltecer su vida pero sí, al menos, para mejorar su muerte.

El resto del elenco está compuesto por destacados profesionales del género que se muestran sumamente cómodos en escena; desarrollan las coreografías con gracia y sortean cada desafío vocal con la destreza de los expertos. Se destacan Belén Pasqualini en su rol de Adela y el exquisito personaje de Madame Future interpretado por Diego Bros, que con su ductilidad corporal y ese particular tono afrancesado desata varias carcajadas en la platea. La escena del encuentro entre Lord y su imagen de infancia quizás sea de las más flojas a nivel vocal, pero puede pulirse con el correr de las funciones. El resto se luce en cada una de sus apariciones, y como director Cibrián ha sido muy hábil a la hora de explotar los recursos con los que cuenta en esta propuesta.


Lord estreno


Un detalle: resulta extraño el tono neutro que manejan todos los personajes durante las partes habladas, y muchos de los actores parecen incómodos en un registro caprichoso que oscila absurdamente entre el “tú” y el “vos”, pero se trata de un vicio recurrente en las obras musicales, que ciertamente distrae y resta naturalidad a los diálogos.

Lord, finalmente, es una historia humana narrada con gran encanto bajo la forma del musical

El vestuario realizado por Beatriz Pertot y Jorge Maselli, la iluminación a cargo de Hernando Teijeiro y la totalidad de la puesta fueron elementos bien pensados para contar esta historia; la música de Santiago Rosso crea hermosos momentos y climas que favorecen la narración, pero quizás no hallemos la potencia de esa clase de melodías pegadizas que uno sale tarareando de la sala. Aún considerando las fallas señaladas, se trata de una apuesta monumental y arriesgada para el género (sobre todo en tiempos de escasez).

Lord, finalmente, es una historia humana narrada con gran encanto bajo la forma del musical. Vale la pena acercarse a la boletería del Astral  para disfrutar de la transición del señor Lord en una obra que, según las palabras de Cibrián, fue sanadora y decisiva en su lucha contra el cáncer. “Cuando me enteré de mi enfermedad, le pedí a Dios que me dejara estrenar esta obra”, declaró en el breve discurso que cerró una noche mágica. El arte, sin dudas, es una gran cura.


Funciones: Miércoles, jueves y viernes a las 21 hs. // Sábados a las 20 hs. y 22.30 hs. // Domingos a las 20 hs.
Localidades desde $350 a través de Plateanet o en la boletería del teatro
Teatro Astral (Corrientes 1639)

FICHA TÉCNICA-ARTÍSTICA:
Libro y Letras: Pepe Cibrian Campoy
Música Original, Dirección Musical y Arrelos corales: Santiago Rosso
Elenco: Pepe Cibrian Campoy – Georgina Barbarossa – Gustavo Monje – Damian Iglesias – Belen Pasqualini – Ignacio Monna – Alejandro Gallo Gosende – Rossana Laudani – Diego Bros – Emiliano Oberndorfer – Jimena Gonzalez
Coreografía: Juan Jose Marco
Arreglos Musicales: Lucas Guinot
Director Vocal: Alejandro Espinosa
Diseño de Escenografía: Jorge Ferrari
Diseño de Vestuario: Alfredo Miranda
Diseño de sonido: Gastón Briski
Diseño de luces: Juan Garcia Dorato
Diseño de Maquillaje y Caracterización: Vanesa Bruni
Prensa: We Prensa
Creatividad y comunicación: Uop! Estudio
Productor Técnico: Guillermo Toledo
Producción Ejecutiva : Ana Florencia Blejer
Producción General: Julieta Kalik – Santiago Zenobi & Asociados
Dirección General: Pepe Cibrian Campoy- Valeria Ambrosio

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

1 Comentario

silvia 9 abril, 2017 - 01:51

Admiro mucho a Pepe Cibriàn !! pero me hubiese resultado màs honesto si hubiese dicho que la obra estaba inspirada en Un cuento de Navidad y que era una adaptaciòn perspmal con un raro pastiche de situaciones contemporàneas, a que la haya hecho ver como una total creaciòn propia. Por momentos resultò un collage de escentas un tanto incoherentes. Demasiado extensa p mi gusto.

Responder

Dejá tu comentario