Inseguridad interior: el pacto entre Macri y las Fuerzas Armadas

por Lucía De Dominicis

El presidente Mauricio Macri anunció ayer desde Campo de Mayo los decretos para modificar el rol actual de las Fuerzas Armadas: podrán colaborar en tareas de seguridad interior, defensa de fronteras, lucha contra el narcotráfico y apoyo contra las “nuevas amenazas del siglo XXI”. El anuncio fue oficializado hoy con la publicación de los decretos en el Boletín Oficial. Organismos de derechos humanos repudian la medida y convocan a una movilización al Ministerio de Defensa en contra de un nuevo empoderamiento de las fuerzas militares.



Un helicóptero y una bandera argentina desplegada en el ex-centro clandestino de detención de Campo de Mayo fueron el escenario del discurso del presidente Mauricio Macri del día de ayer, donde anunció un plan de modificaciones sobre el rol de las Fuerzas Armadas argentinas. “Queremos que puedan colaborar con la seguridad interior”, afirmó el presidente, quien a su vez pidió “avanzar en un debate de la reforma del sistema de defensa nacional”. Sin embargo, no dejó mucho lugar al debate: sus decisiones fueron aprobadas por decreto y publicadas hoy en el Boletín Oficial, modificando lo establecido en la Ley de Defensa Nacional sin pasar por el Congreso.

Las modificaciones apuntarán a ampliar la participación de las Fuerzas Armadas en la seguridad interior “brindando apoyo logístico en zonas de frontera” e incluyendo en sus responsabilidades la custodia y protección de “objetivos estratégicos”

Según anunció ayer Mauricio Macri, las modificaciones apuntarán a ampliar la participación de las Fuerzas Armadas en la seguridad interior “brindando apoyo logístico en zonas de frontera” e incluyendo en sus responsabilidades la custodia y protección de “objetivos estratégicos”, que hasta ayer eran tarea de la Gendarmería Nacional. A su vez, el accionar de las Fuerzas Armadas deja de limitarse a ataques de Estados externos, ya que pasará a incluir la defensa contra ataques de grupos relacionados al narcotráfico o al terrorismo internacional. El decreto publicado en el Boletín Oficial deroga el decreto n°1691 y modifica el n°727, ambos firmados por el ex-presidente Néstor Kirchner en el año 2006.



Mauricio Macri planteó que el objetivo es “saldar la deuda que tenemos con las Fuerzas Armadas de la democracia”, pero su decisión fue recibida con un amplio repudio por parte de la oposición y los organismos de derechos humanos. Este decreto modifica una ley nacional y destruye el consenso social que existe alrededor del lugar de las Fuerzas Armadas en la sociedad argentina. En países como Colombia y México donde se aplicaron doctrinas similares, los niveles de violencia aumentaron drásticamente, al igual que las denuncias por asesinatos, torturas y desapariciones forzadas.

Mauricio Macri planteó que el objetivo es “saldar la deuda que tenemos con las Fuerzas Armadas de la democracia”, pero su decisión fue recibida con un amplio repudio por parte de la oposición y los organismos de derechos humanos.

Las Fuerzas Armadas no están preparadas para un uso gradual de la violencia, sino que se entrenan específicamente para la aniquilación del enemigo externo. Este tipo de prácticas no se condicen con las estrategias necesarias para intervenir en situaciones de seguridad interior. El riesgo que supone el accionar de las Fuerzas Armadas en la resolución de un conflicto de protesta social es muy alto, y los límites de lo que es considerado una “emergencia” o un “objetivo estratégico” no están claros y pueden utilizarse de forma discrecional por el ministro de Defensa de turno.

Organismos de derechos humanos como Abuelas de Plaza de Mayo y el Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS) se han manifestado en contra de esta medida y convocaron a una concentración frente al Ministerio de Defensa para este jueves 26 de julio a las 17hs. Bajo el lema “Fuerzas Armadas represivas, nunca más”, buscarán visibilizar el descontento social que genera la vuelta al poder de las fuerzas militares en la seguridad pública. “Este nuevo paradigma de las nuevas amenazas construye enemigos internos y aumenta la violencia” afirmaron desde el CELS.



También te puede interesar:

¿Cuáles son las secuelas de la dictadura cívico-militar en la actualidad?
7 poemas sobre la dictadura cívico militar: escribir el horror
Iglesia y Estado, asunto separado: el gran debate que nos debíamos

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

2 Comentarios

Marcha contra las Fuerzas Armadas y el pacto con Macri: los argentinos dijimos nunca más 25 julio, 2018 - 11:42

[…] Smith: escribir por que… Reseñas Caprichosas – “El libro de Tamar” de… Inseguridad interior: el pacto entre Macri y las… ¿Por qué legalizar el aborto no es un… Entrevista a Susana Hornos, directora de […]

Responder
Hitos represivos de Cambiemos y el decreto de las Fuerzas Armadas: ¿cuáles son los límites? 6 agosto, 2018 - 00:51

[…] (Leer nota: Inseguridad interior: el pacto entre Macri y las Fuerzas Armadas) […]

Responder

Dejá tu comentario