Entrevista a La Joven Guarrior: “Los artistas somos, entre otras cosas, un resultado de lo que esperamos y lo que esperan los demás de nosotros”

por Gustavo Yuste

Charla con una de las bandas más efervescentes de la escena under de la música argentina. “Creemos formar parte de una generación de bandas enorme y ecléctica que no entiende de prejuicios ni divisiones”, sostienen al respecto. Conocé a una banda ecléctica que mezcla sonidos, géneros y elementos del teatro y la performance a continuación. (Foto: Sebastián Ibañez)



La Joven Guarrior se presentará este jueves 29 de octubre en la Sala Caras y Caretas (Sarmiento 2037, Ciudad de Buenos Aires) a las 21 hs. Entradas: en el siguiente link

− ¿Cómo surgió el proyecto de La Joven Guarrior?
− No sabemos muy bien el orden de las cosas según el Génesis: primero fue el cielo y después esto que está aquí. El proyecto nace para darle vida a unas pequeñas canciones que fueron “Semana Santa”, nuestro primer larga duración grabado en 2008 y luego fue mutando conforme a los tiempos vertiginosos que corren. Tal vez la fue la propulsión que da el sentimiento de pertenencia o tal vez la desesperación de muchos muchachos.

− ¿Cómo es la convivencia en una banda tan numerosa?
− Cuando las personas se alejan del sentido común suele haber roces en todas las sociedades. En la nuestra no estamos exentos a las desventajas de ser tantos. Así como tampoco dejamos de disfrutar el placer de ser un equipo de trabajo conformado, organizado y en constante movimiento. La convivencia es buena y se basa en sentimientos, realidades y programas de trabajo.

− ¿Cómo definirían a su propia música?
− Nuestra música es un continuo paradójico de sonidos armoniosamente colocados en un soliloquio constante y reflexivo donde la realidad, la vida, la muerte y el amor se estrechan los brazos, hacen el sexo y procrean un sentido incomprensible sobre la naturaleza nacional. La historia y nuestros próceres, los vencidos y los vencedores, como un espejo donde nos miramos a diario. En ese desierto paisaje que es la cultura: un fresco que pintamos entre todos los que trabajamos por ella. Nuestra música puja por identificarnos a nosotros mismos cada vez que la tocamos en vivo o ensayamos un rato.

Nuestra música es un continuo paradójico de sonidos armoniosamente colocados en un soliloquio constante y reflexivo donde la realidad, la vida, la muerte y el amor se estrechan los brazos, hacen el sexo y procrean un sentido incomprensible sobre la naturaleza nacional.

− ¿Cómo fue recibido por el público “Las invasiones inglesas”?
− No tenemos la menor idea aunque suponemos que para algunos fue fantástico, para otros una verdadera garcha y para otros tantos un material totalmente intrascendente, un disco más de los millones que salen por año en Argentina. Un hombre mayor y su esposa nos dijeron el otro día que les cambió por completo la vida el día que empezaron a escucharlo. Los artistas somos, entre otras cosas, un resultado de lo que esperamos y lo que esperan los demás de nosotros.

− ¿Qué influencias nacionales/internacionales tienen en La Joven Guarrior?
− La corriente revolucionaria Spinetta/Almendra, Manal y Los Gatos. Pappo y Miguel Abuelo y los demás Abuelos también, como Melingo y Andrés. Charly García y toda su vasta producción. Solari, Beillinson y Pandolfo. Ricardo Iorio y Carlos Gardel, José Larralde y Atahualpa Yupanqui. Troilo, D´arienzo, algunas cosas de Gilda y otras de Bersuit, Mala Fama y Pablo Lezcano.  De afuera Los Rolling Stones porque son los únicos que tocan rock desde que el rock existe. Especialmente Keith Richards porque no aceptó el título de Lord y mientras Harrison estaba en la India con el verso del misticismo (estaba dejando la falopa) él se fue a Jamaica a dejar la falopa.

− ¿Qué ventajas y qué desventajas ven en ser una banda independiente?
− La principal ventaja de ser independiente es que cuando hacemos algo o decimos algo no nos importa en lo más mínimo la recepción que va a tener porque consideramos que no tenemos ningún tipo de responsabilidad social sobre nada ni nadie. Si fueramos estrellas como Chano de Tan Biónica o cualquiera de los que tocan en La 25 seguramente estaríamos meditando más muchas de las ocurrencias que utilizamos para trabajar en nuestro mensaje de surrealismo totalitario.

La principal ventaja de ser independiente es que cuando hacemos algo o decimos algo no nos importa en lo más mínimo la recepción que va a tener porque consideramos que no tenemos ningún tipo de responsabilidad social sobre nada ni nadie

− ¿Cómo ven la escena musical under/alternativa en la actualidad?
− La selección nacional de fútbol tiene que mirar la escena under nacional: es una escena con hambre de gloria que siente que el prestigio no te lo da que te aplaudan unos chetos de europa, ni el hecho de tener dinero. Hay músicos impresionantes en todos los géneros musicales, gente con un compromiso elevado por el arte, que se instruye, que se mueve, que gestiona y que no espera que ningún jetón del jet set le compre un perrito o le regale una rama. Creemos formar parte de una generación de bandas enorme y ecléctica que no entiende de prejuicios ni divisiones.

− ¿Qué relación tienen con las nuevas tecnologías (tanto musicales como de difusión? ¿Creen que facilitan el surgimiento de nuevas bandas?
− Lo más moderno que usamos es guitarra eléctrica, en líneas generales es como dijo Iorio: “si esos elementos hogareños son tan buenos ¿Por qué no los regalan?”. La música electrónica expresa la chatura del hombre moderno. Nosotros buscaremos el relieve, siempre. Desconocemos aún si el efecto de Internet es el de democratizar el conocimiento o el de licuarnos a todos en un lugar al mismo tiempo haciendo todos los mismo hasta despersonalizarnos y reducirnos a simples números obsoletos en alguna plantilla. El imperio de la estadística, dijo el poeta.

− ¿Qué expectativas tienen para el show del 29 de octubre en La Sala Caras y Caretas?
− Las mayores y las mejores. La expectativa de dar un buen concierto, en ese umbral del órden y el desorden que es La Joven Guarrior. El show se llama “Vanguarrior” (solemos titular nuestras presentaciones para munirnos de un imaginario a desarrollar teatralmente mientras cantamos nuestras canciones) y será una bienal de arte posmoderno. Vendrán artistas de lo más diversos a mostrar sus creaciones rebosantes de actualidad y conceptualismo. Repasaremos temas de nuestros tres discos y quizás algún estreno mundial (el tema está en permanente discusión sindical aún). Esperamos atrapar, conformar y enloquecer a nuestra audiencia.

La selección nacional de fútbol tiene que mirar la escena under nacional: es una escena con hambre de gloria que siente que el prestigio no te lo da que te aplaudan unos chetos de europa, ni el hecho de tener dinero

− ¿Cuáles son sus próximos proyectos?
− El primero es el de siempre: mantenernos unidos y organizados. En Noviembre y Diciembre haremos nuestra típica Fiesta Nacional de la Guarrior en Uniclub (17 y 20 respectivamente) y luego a sumergirnos en el túnel de un nuevo disco, aún sin título, con varias canciones listas y con muchas expectativas al respecto. Como dijo el Profe Córdoba “la alegría no es una estación, es una forma de viajar”. Nunca ganó nada pero tenía buena labia.



Entrevista también publicada en El Ciudadano (Chile)

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR