Tabaré Cardozo: murga, rock, stand-up y orientalidad en estado puro

por Laura Gómez

Ayer Tabaré Cardozo y su troupe presentaron en Buenos Aires Librepensador/La ley de Newton, el nuevo disco doble que reúne dieciocho nuevas creaciones del cantautor uruguayo. Después de dos presentaciones en el prestigioso Teatro Solís de Montevideo, la banda de murga-rock cruzó el charco para amarrar en un ND Teatro con localidades agotadas. El recorrido sigue este fin de semana por Rosario (viernes 18 y sábado 19 en Distrito 7), y La Plata (domingo 20 en Teatro Bar).


En los shows de Tabaré resulta interesante hacer el ejercicio de recorrida por el teatro y escucha atenta de su público, porque el recital comienza ya en esa previa festiva. “Vamo’ arriba, muchachos, vamo’ arriba”, dice un joven mientras sube las escaleras para acceder al pullman, y los que están alrededor sueltan una carcajada que resuena en todo el hall. Es ese espíritu jocoso, festivo, ingenioso y sutil el que envuelve cada una de las presentaciones de Tabaré Cardozo, el cantautor uruguayo que —a fuerza de murga y rock— se ha granjeado una gran cantidad de fanáticos a ambos lados del charco.

El show arrancó con “Librepensador”, la canción que da título al disco y que Cardozo interpreta allí junto a Sebastián Teysera de La Vela Puerca. El tema dio apertura a una primera parte cargada de rock: hubo temas de Librepensador (“Callensé”, “Los números no mienten”, “Mientras no sale el sol”, “Reconstrucción”, “Fotografías desordenadas” y “La ley de Newton”) pero también del disco anterior, Malandra (“Todos contra todos” y “Tres cabezas”).

Fotografía: Damián Cejas

La segunda parte apostó a canciones más tranquilas e introspectivas, y a esa diversidad de géneros y ritmos que caracteriza la trayectoria de Cardozo: “Superpoder” y “Yo sin mí” (canciones del nuevo material) dieron paso a otras del disco anterior —“Malandra”, “No puede más” o “Vivir”— y también a otros clásicos del repertorio como “Barbossa” o “Botija Maula”.

Por supuesto hubo tiempo para las intervenciones de Tabaré, deseadas por buena parte de la platea porteña: el uruguayo contó algunas historias ya legendarias entre los fans (como la del “Botija Maula”), y trajo al fogón otras nuevas para explicar el origen de las canciones de Librepensador. “Soy un standapero frustrado, así que al que le guste el durazno… ¡que se banque la pelusa!”, ironizó Cardozo antes de pasar a sus relatos.

Fotografía: Damián Cejas

“Callensé” es el experimento que resultó de combinar una melodía de juventud hallada en un viejo casette con una nueva letra en homenaje a aquellos compañeros del rock rebelde post-dictadura: los miembros de la banda Ozono. “Padrino” es un son cubano dedicado al tío que se hizo cargo de él tras la detención de su padre en los años ’70, y la historia no tiene desperdicio. Con un tono humorístico y sensible, Cardozo narró algunos pasajes biográficos que pintan aquella época de presos políticos y exilio, un pasado compartido con el pueblo argentino.

El menú discográfico cuenta con invitados estelares como Sebastián Teysera (La Vela Puerca), Emiliano Brancciari (NTVG), Raúl Castro (Falta y Resto) o Jorge Drexler. Pero el show del ND no se quedó atrás, porque contó con destacadas presencias como la de Juan Carlos Baglietto (que interpretó “Gigante de ojos azules” junto a Daniel Rosa y “El témpano”). Además participaron de esta velada los miembros de la Orquesta Típica Fernández Fierro, la bandoneonista colombiana Laura García y la armonicista argentina Sandra Vázuqez. Yamandú y Martín Cardozo también fueron protagonistas, secundando a su hermano y supliendo a los invitados del disco en algunas canciones.

Fotografía: Facundo Cardella

Después de ese gran blues titulado “Dama de la lluvia”, vinieron los temas que nunca deben faltar en la lista: “Montevideo”, “Drakulatekas”, “Todo el año es rock & roll”, “Murguero oriental”, “La violencia” y “Lo que el tiempo me enseñó”, con el regreso al escenario de todos los invitados de la noche, incluyendo a Baglietto. Las luces de la platea se encendieron, pero el público no se movió de sus butacas. Un teatro a punto de estallar empezó a corear el estribillo de la canción dedicada al Canario Luna, así que Tabaré y banda decidieron salir una vez más para complacer a su público con “El viaje”, tema que finalmente cerró esta velada oriental en el ND.

Cabe destacar también una banda con músicos de excelencia que logran recrear (y por momentos superar) la sonoridad del disco: Álvaro Pérez en guitarra, Leonardo Carbajal en bajo, Federico Moreira en batería, Daniel Rosa en teclados y acordeón, y Pedro Alemany en guitarra; y el coro murguero con el que Cardozo decidió cruzar el charco compuesto por Álvaro Imbert, Eder Fructos, Agustín Pittaluga, Martín Cardozo, Yamandú Cardozo y Federico Marinari.

Al gran pueblo uruguayo… ¡salú!


Funciones:
  • Viernes 18 y Sábado 19 de mayo a las 21.30 hs. en Distrito 7 (Ovidio Lagos 790, Rosario)
  • Domingo 20 de mayo a las 20 hs. en Teatro Bar (Calle 43 nº 632 entre 7 y 8, La Plata)

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR