Acusada: Lali se anima al thriller

por Laura Gómez

Acusada es una película escrita y dirigida por Gonzalo Tobal (Villegas), y protagonizada por Lali Espósito, Leonardo Sbaraglia, Inés Estévez, Daniel Fanego, Gerardo Romano y Gael García Bernal. El relato gira en torno al proceso judicial que atraviesa una joven acusada de asesinar a su mejor amiga a tijeretazos, aparentemente debido a que la víctima había viralizado videos suyos con contenido sexual. El film tiene buen ritmo, un registro dramático contenido y actuaciones que están a la altura del guión. 


Acusada pone en primer plano el rostro de Lali Espósito, y por esta razón la primera referencia será sobre este punto. La joven actriz compone a una Dolores convincente. Por momentos en su gestualidad persisten algunos vicios teatrales y se corre el riesgo de caer en lo exacerbado, pero en líneas generales su interpretación cumple con las demandas del guión y ella logra darle todo el peso dramático que requiere su personaje.

Dolores Dreier (Lali Espósito) es una joven estudiante de diseño que proviene de una familia acomodada y, de pronto, ve su vida desmoronarse al ser acusada por el asesinato de su mejor amiga a tijeretazos, después de que la víctima se encargara de viralizar videos sexuales en los que aparecía Dreier. La cruda advertencia “te voy a matar” salió de su boca en el momento de furia incontenible, y años después sería utilizada como un agravante del caso gracias al testimonio de algunas amigas del grupo. El film arranca con una Dolores recluida hace dos años y medio en el caserón familiar, jugando PlayStation con su hermano menor y siendo visitada esporádicamente por la única amiga que aún cree en su inocencia (Martina Campos).



Sus padres (Leonardo Sbaraglia e Inés Estévez en magníficos papeles) le ofrecen a Dolores toda la protección y contención necesarias, no sólo desde el plano emocional sino también en lo que respecta a la preparación para el juicio. Su madre parece obsesionada en construir una imagen minuciosa en torno a la inocencia de su hija, una imagen que pueda ser vendida como un producto más a través del marketing y la publicidad. Daniel Fanego interpreta al abogado que la asesora estratégicamente de cara al proceso y —es preciso destacar esto— su labor es impecable. Muchos hablarán sobre el eclecticismo de Lali o sobre las virtudes interpretativas de Sbaraglia (ambas cosas ciertas), pero aquí elegimos elogiar a este inmenso actor porque cada una de sus intervenciones llenan la pantalla y enaltecen el relato. Da gusto verlo actuar; siempre.

El casting es muy atinado, las actuaciones están ajustadas a lo que demanda el guión y el relato se despliega entre ese caserón familiar, la oficina del letrado y los tribunales de justicia. Hay cierta asfixia en esas atmósferas herméticas y está bien que eso ocurra porque buena parte de la historia está centrada en la condena social que padece la acusada, al punto de verse obligada a la reclusión voluntaria. Su madre y su mejor amiga intentan evitar que Dolores se vuelva completamente loca y conspiran con ella para que pueda verse con el único chico que aún no ha huido despavorido (Lautaro Rodríguez). Este joven actor —un hallazgo del director Martín Deus en el film Mi mejor amigo, próximo a estrenarse— le aporta cierta frescura y una mirada cargada de inocencia que se expone en una de las últimas secuencias.

El relato tiene varios elementos del thriller, pero su estructura está más sustentada en los personajes que en los giros narrativos y eso le aporta una característica distintiva (el resultado final es bueno porque son buenos los actores). Por otra parte, es muy interesante la mirada sobre el funcionamiento de los medios masivos de comunicación en torno a la difusión de este tipo de casos policiales. El conductor televisivo amarillista y oportunista interpretado por Gael García Bernal condensa a la perfección el falso periodismo inquisitivo de los emporios mediáticos y recuerda mucho a Claudio Tepongo, aquella caricatura creada por Peter Capusotto que conduce el célebre programa llamado “Vas a decir lo que necesito que digas”. Un buen punto de partida para reflexionar sobre los alcances de la condena social y la estigmatización mediática, que suelen hacer bastante daño y siempre quedan impunes.


FICHA TÉCNICA
Elenco: Lali Espósito, Leonardo Sbaraglia, Inés Estevez, Daniel Fanego, Gerardo Romano y Gael García Bernal.
Director: Gonzalo Tobal
Guion: Gonzalo Tobal, Ulises Porra Guardiola
Producida por Rei Cine, Kramer & Sigman Films
Productores: Hugo Sigman, Benjamín Domenech, Santiago Gallelli, Matías Roveda, Matías Mosteirín, Leticia Cristi, Axel Kuschevatzky.
Co productor: Julio Chavezmontes
Productores ejecutivos: Micky Buyé, Javier Braier
En coproducción con Telefé y Piano
Distribuida por: Warner Bros. Pictures
Directora de Producción: Carolina Agunin
Director de fotografía: Fernando Lockett
Director de Arte: Sebastián Orgambide
Director de Sonido: Guido Berenblum
Montaje: Alejandro Carrillo Penovi
Música original: Rogelio Sosa
Vestuarista: Laura Donari
Maquillaje: Angela Garacija
Peinado: Jorge Palacios
Jefa de producción: Mariana Ponisio
Coordinador de post producción: Ezequiel Rossi, Andrea Bendrich
Casting: Natalia Smirnoff, Mariana Mitre, María Laura Berch

 

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Dejá tu comentario