Marcha Nacional contra el Gatillo Fácil: reclamar contra las 5200 muertes en manos del Estado

por Giuliana Sordo

Desde el retorno a la democracia y en los distintos gobiernos de 1983 a la fecha, hay registrados más de 5200 casos de muerte por gatillo fácil, torturas en cárceles y comisarías seguidas de muerte o desapariciones. De esta forma, en los primeros 10 meses y medio de la gestión de Cambiemos al poder, la muerte en manos del Estado pasó de un asesinato cada 28 horas a uno cada 25. Con el objetivo de reclamar contra todas las modalidades que adopta un Estado represivo, se realiza en todo el país la Marcha Nacional contra el Gatillo Fácil. (Fotos: CORREPI)



La Coordinadora Contra la Represión Policial e Institucional (CORREPI) presentó el último informe en noviembre de 2016, allí manifestó que 4960 es el número de asesinatos en manos de la fuerza represiva estatal desde 1983, aunque desde la organización ya hablan de más de 5200 muertes hasta la fecha. En dicho informe, tan sólo en el primer año, el gobierno de Mauricio Macri cargaba con 259 muertes, lo que se traduce en un asesinato cada 25 horas, alcanzando un triste récord en democracia y ubicando a la actual gestión en un liderazgo represivo frente a todos los anteriores gobiernos constitucionales.

Tan sólo en el primer año, el gobierno de Mauricio Macri cargaba con 259 muertes, lo que se traduce en un asesinato cada 25 horas, alcanzando un triste récord en democracia y ubicando a la actual gestión en un liderazgo represivo frente a todos los anteriores gobiernos constitucionales.

El 47 por ciento de las muertes producto de la represión estatal se da a través de los fusilamientos de gatillo fácil, mientras que el 39 por ciento se trata de personas privadas de su libertad que pueden haber muerto en cárceles o, incluso, patrulleros. A su vez, CORREPI señala que ser joven y ser pobre es la primera causa para morir en manos del Estado: el 49% de estas muertes se trata de jóvenes de entre 15 a 25 años, y el 27% de 16 a 35 años.

Esta sistematización en la práctica represiva no sólo señala la cotidianidad del accionar de las fuerzas de “seguridad” con la que conviven los sectores populares sino que demuestra que no se trata de casos aislados o, como bien dicen las organizaciones que luchan contra un Estado represivo: no es un solo policía, es toda la institución, entendiendo dentro de este campo a todas las fuerzas represivas.


15319253_1229544717132359_6753721459743887762_n


Desde la llegada de Cambiemos al poder en diciembre de 2015, no se dejan de profundizar y extender las modalidades represivas a lo largo de todo el país y en los barrios más vulnerables con su militarización. Respecto al escenario que las organizaciones antirrepresivas se imaginaban antes de la llegada del gobierno de Macri al poder, la realidad casi dos años después es peor. En este sentido, María del Carmen Verdú, abogada y referente de CORREPI señaló a La Primera Piedra: “Es absolutamente peor. En todos los casos, en todas las modalidades que quieras analizar en materia represiva el macrismo ha pegado un salto fenomenal”.

(Lee la nota: Entrevista a María del Carmen Verdú: “En materia represiva el macrismo ha pegado un salto fenomenal”)

En todo el país, las organizaciones, militantes y movimientos sociales salen a reclamar contra un Estado que no dejó de reprimir tras el retorno de la democracia, simplemente se reconfiguró. La tortura, la desaparición y la muerte son prácticas que persisten en más de tres décadas de democracia, y desde la llegada de la gestión de Cambiemos exhibe una clara profundización probada por los casos relevados por CORREPI y la cantidad de uniformados en las calles.

La Marcha Nacional contra el Gatillo Fácil es tan solo una excusa para que los cuerpos salgan a reclamar contra todas las modalidades que son parte de una política represiva estatal. No obstante, los fusilamientos por gatillo fácil se llevan la mayor cantidad de muertes en manos del Estado, siendo casi la mitad de los casos los que se dan por esta práctica represiva. Sin embargo, en las consignas de la marcha también estará presente el reclamo por la aparición con vida de Santiago Maldonado.



También te puede interesar:
Santiago Maldonado, el último de una larga lista de desaparecidos en democracia
La represión en el gobierno de Mauricio Macri: un muerto cada 25 horas
Entrevista a Vanesa Orieta: “La policía tiene todas las herramientas para poder ocultar una desaparición forzada”
Entrevista a CORREPI: “Las fuerzas de seguridad no tienen otra función que la de reprimir”

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR